RECORRE-BA, Ciudad de Buenos Aires, Recorridos arquitectónicos

Un gobierno de Ayuso ‘en solitario’, la opción preferida por los madrileños para la Comunidad

Isabel Díaz Ayuso ganará con amplio margen las elecciones madrileñas del próximo 4 de mayo y el PP podrá gobernar la Comunidad de Madrid con el respaldo de Vox. Esa suma se perfila como la única posible, ya que el bloque de izquierdas se queda a cuatro escaños de poder gobernar: el PSOE sigue a la baja, en Unidas Podemos se ha desinflado el ‘efecto Iglesias’ y solo Más Madrid mejora con claridad sus resultados. Ciudadanos, finalmente, está al borde de entrar en la Asamblea, pero no supera por ahora la barrera electoral del 5%.

Según el barómetro del Instituto DYM para 20minutos, PP y Vox sumarían 71 escaños frente a los 65 de PSOE, Más Madrid y UP. La mayoría absoluta se logra con 69. Ayuso, Monasterio y Bal aglutinan el 54,2% de los votos –casi un punto más que hace un mes y 3,6 más que en 2019–, mientras que la izquierda se queda en el 44,7%, tres décimas menos que en marzo y 3 puntos menos que en las anteriores elecciones.

Con estas cifras, la candidata del PP sería la gran ganadora de la cita con las urnas. Obtendría el 38,7% de los votos y 56 escaños, 16 puntos y 26 actas más que en 2019, cuando se estrenó como cabeza de cartel. Ayuso, además, ha subido en campaña: gana cuatro diputados y mejora en más de dos puntos su intención de voto con respecto al sondeo de marzo.

En segunda posición, Ángel Gabilondo (PSOE) acusa cierto desgaste en las últimas semanas y baja hasta el 21,4% de los votos y los 31 diputados, seis menos que los que tiene actualmente.

Más Madrid se consolida en tercera plaza y es la única fuerza del bloque de izquierdas que crece, tanto con respecto a las elecciones de 2019 como al barómetro de marzo: escala hasta los 25 representantes y alcanzaría el 17,2% de los votos.

Vox, en cuarto lugar, pasaría de sus actuales 12 diputados a 15, y aunque sería clave para gobernar, su subida se ha frenado durante la campaña.

UP, por último, se quedaría con el 6,1% y 9 escaños. El impacto de la decisión de Iglesias de presentarse a las elecciones se ha desvanecido, y tras la subida de marzo, la candidatura morada está ahora en el 6,1%, solo un punto por encima de la barrera que marca la entrada en la Cámara autonómica.

Por debajo de ese listón se queda Cs, que está a cuatro décimas de obtener representación. Si la lograra, podría ser clave para formar Gobierno.

Todos los datos reflejan el liderazgo del PP y el refuerzo de la posición de Ayuso, que tiene su electorado movilizado al máximo –el 91,4% de quienes optaron por ella en 2019 repetirán su voto– y capta apoyos entre antiguos electores de Cs y Vox. También están muy movilizados los partidarios de la formación de Abascal (85,9%).

En la izquierda, la activación de los votantes es mucho menor. Más Madrid tiene las mejores cifras, ya que logra una fidelidad del 73,9% y cautiva a uno de cada cinco antiguos votantes de UP y a uno de cada seis del PSOE. En la candidatura de Iglesias la movilización no llega al 70%, y la de los socialistas es aún menor (65,4%).

El sondeo también refleja que no ha funcionado la estrategia inicial de Gabilondo, enfocada a captar a antiguos partidarios de Cs: de cada 100 votantes naranjas en 2019, ahora 42 apoyarían a Ayuso, 11 se irían a Vox y apenas dos se decantarían por la papeleta socialista. Edmundo Bal solo retendría al 21%.

La valoración de los líderes también da pistas sobre cómo ha sentado la campaña a unos y otros. Ayuso sigue en cabeza como la dirigente mejor valorada. Su nota cae apenas una décima con respecto al anterior barómetro, y se queda cerca del aprobado (4,6 sobre 10).

Justo detrás, la candidata de Más Madrid, Mónica García, experimenta un notable ascenso y pasa del 3,8 al 4,3 en apenas un mes, colocándose segunda y adelantando a Ángel Gabilondo, que sigue estancado en el 4,2.

Edmundo Bal entra por primera vez en el barómetro tras ser elegido candidato, y lo hace con un 3,6. La tabla la cierran Rocío Monasterio, que cae del 3,3 al 2,8, y Pablo Iglesias, que es el peor valorado, con un 2,3.

Si se analizan los datos por electorados, la candidata del PP es la que más convence a sus propios votantes (8,4), seguida de Monasterio (8) y García (7,3). Llama la atención que los partidarios de UP prefieran a la candidata de Más Madrid (6,6) antes que a Iglesias (6,5), y que los de Cs apuesten por Ayuso (6,3) antes que por Bal (5,2).

Preguntados por el próximo presidente, Ayuso es la preferida para el 38,1%, muy por delante de Gabilondo (18,4%) y García (14,9%). Las peores cifras son las de Bal –los votantes de Cs se decantan por Ayuso– e Iglesias –solo el 41,9% de sus electores quieren que lidere el próximo Gobierno madrileño–.

El Gobierno preferido para los madrileños es uno de Ayuso en solitario (30%), muy por delante de las coaliciones PP-Vox (9,5%), PP-Cs (8,8%) o de un tripartito. De las opciones de izquierdas, si este bloque consiguiera sumar, la vía con más adeptos es una coalición PSOE-Más Madrid (18,4%), por delante incluso de un Gobierno monocolor en solitario (14%) y de las combinaciones que incluyen a Unidas Podemos.

Ficha técnica: Muestra y metodología: 800 entrevistas online aleatorias, aplicando cuotas específicas por sexo, edad y municipio. Error: el margen de error total es de un +/- 3,4% para un nivel de confianza del 95,5% en la hipótesis más desfavorable. Target: Población con 18 años o más. Trabajo de campo: se ha realizado entre los días 22 y el 26 de abril.